Sociedad Amantes del País

Inicio » Desarrollo » El fin de la humanidad: pronósticos tendenciosos

El fin de la humanidad: pronósticos tendenciosos

VÍDEO: TRIBUTO AL PERÚ

HIMNO DEL PERÚ VERSIÓN QUECHUA

HIMNO DEL PERÚ VERSIÓN ASHANINKA

HIMNO DEL PERÚ VERSIÓN AYMARA

HIMNO DEL PERU VERSION HEAVY METAL

a

Archivos

Mapa de visitas

Calendario

diciembre 2009
L M X J V S D
« Nov   Ene »
 123456
78910111213
14151617181920
21222324252627
28293031  
La responsabilidad sobre el contenido de los artículos corresponde a sus respectivos autores, no representa necesariamente la opinión institucional de la Sociedad Amantes del País.

Traductor en línea


directorio de weblogs. bitadir
Blogalaxia
Peru Blogs

Estadísticas del Blog

  • 513,524 hits

Ingrese su dirección de correo electrónico para recibir gratuitamente notificaciones de actualización de este blog. Luego haga click en 'suscribirme'.

Únete a otros 87 seguidores

Síguenos en facebook

Unger, Ehrlich y la sobrepoblación

Por Rafael Estartús

Con la amenidad habitual en sus artículos, Tomás Unger, en El Comercio del 24 de noviembre de 2009, primero se ríe –y nos hace reír- de las numerosas veces que, en los últimos tiempos, se ha “profetizado” que llegará el fin del mundo en una determinada fecha. Hemos llegado a esa fecha, y ¡no ha pasado nada!

Pero más adelante, cae en lo mismo que critica: las predicciones catastróficas sobre las consecuencias del aumento de población, o sea falta de alimentos y hambruna general, agotamiento de las fuentes de energía, etc., que han sido pronosticadas mil veces (antes y después de Malthus, en 1808) y jamás se han cumplido, vuelven a convencer a Unger de su seriedad, y les fija una fecha: 2050. Unger al menos es prudente, le pone una fecha lejana, suficiente para que yo seguramente no le pueda recriminar (y probablemente tampoco él estará aquí para ser recriminado) cuando su predicción fracase.

Paul Ehrlich aseguró en su libro “La bomba de la población” (1968) que la batalla por alimentar a la población mundial estaba perdida y que cientos de millones de personas morirían de hambre… ¡en Occidente! Ahora reconoce que subestimó el poder de la tecnología. Incapaz de reconocer la gravedad de sus errores, su falta de perspicacia sobre asuntos económicos e instituciones sociales, hace que siga profetizando absurdos: pero ahora, ha cambiado de catástrofe: la sobrepoblación, que le ha dado una fortuna en venta de libros, es un tema ya agotado; ahora pronostica el desastre del calentamiento global. No me extrañaría que también ganara buena plata explotando esa otra catástrofe (es muy perspicaz para ganar plata).

En cuanto a la energía, el Perú es una demostración de que las fuentes actuales (gas, petróleo, hidroelectricidad) distan de estar agotadas. Y Bolivia, también, y Brasil también. Además, el proyecto Iter, en marcha, de construcción de una central nuclear de fusión, está muy adelantado. Si tiene éxito, dará una solución para muchas décadas. Si no, seguro que el hombre intentará otras rutas.

A Unger le escandaliza que haya gente que se oponga al aborto, a mí me escandaliza que haya gente que sea pro aborto. Tengo los números a mi favor: en la Europa laicista, con promiscuidad alentada y conseguida, con preservativos y píldora del día siguiente, la población colapsa, en un suicidio programado, que se puede medir, y al que sí se le puede poner fecha. Y hay ejemplos históricos.

Anuncios

2 comentarios

  1. Tatiana dice:

    Estoy absolutamente de acuerdo en que lo único que buscan conseguir aquellos que pronostican el fin de la humanidad a causa de la escases de agua, comida, energía, a causa de la sobrepoblación, son aquellos que buscan favorecer las campañas de los que promueven la anticoncepción, el aborto, la eutanasia, etc.; es decir, todas aquellas medidas dirigidas a ‘seleccionar’ a la población que pareciera tener ‘derecho’ a vivir sobre este mundo.
    El relativismo le da el ‘espaldarazo’ a estas corrientes, las propugna, para llenarnos la cabeza de conceptos maltratados que nos muestran cómo lo inaceptable puede ser visto con total naturalidad como ‘necesario’ para la supervivencia de los demás, de los más fuertes, o de los que en realidad tienen mayor poder adquisitivo o poder al fin.
    Como bien señala el autor del post, estos pronósticos lo único que han conseguido es que Europa y Japón estén quedando vacíos, escasos de gente joven que vaya a renovar la población de esos países. Gran problema que deviene en incapacidad para responder económicamente por el sistema de pensiones y salud, pero que es solucionado en parte con la ‘importación’ de mano de obra entranjera barata. Esto es lo mismo que se quiere para nuestra América Latina, donde -aunque nos resistamos- estamos siendo seducidos por el mensaje de ‘respatar el derecho de la mujer para que decida sobre su cuerpo para matar al ser que lleva dentro cuando y cómo quiera’. Nuestras tasas de natalidad están bajando también, ¿es que no aprendemos la lección?
    La naturaleza es sabia y sin tener que eliminar a los más débiles, la población podrá afrontar los retos del futuro si es que los de hoy nos damos cuenta que en vez de gastar dinero en armamento podemos generar medios de producción en países pobres; que en vez de desvivirnos por acumular riquezas podemos redsitribuirlas, guardando para nosotros lo necesario; y que si dejamos de invertir tanto por crear nueva tecnología podremos volver a mirarnos hacia dentro y ver qué es lo que realmente necesitamos, ¿no creen que en vez de gastar millones de dólares y horas de investigación en construir robots humanizados que nos reemplacen, deberíamos darnos la oportunidad y poner toda nuestra voluntad para volver a ser más humanos, para vernos como lo que somos, no como lo que tenemos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: