Sociedad Amantes del País

DOCUMENTOS RELACIONADOS CON PERÚ EN PARES

Por Valentín Casco y Fernández, genealogista español (*)

El Portal de Archivos Españoles (PARES) es un proyecto del Ministerio de Educación, Cultura y Deporte del Reino de España, destinado a la difusión en Internet del Patrimonio Histórico Documental Español conservado en su red de centros.

Como proyecto abierto y dinámico, sirve de marco para la difusión de otros proyectos archivísticos de naturaleza pública o privada, previamente establecido un marco de cooperación con el Ministerio de Educación, Cultura y Deporte.

Esta plataforma ofrece un acceso libre y gratuito, no solo al investigador, sino también a cualquier ciudadano interesado en acceder a los documentos con imágenes digitalizadas de los Archivos Españoles. Estos archivos son de los más ricos del mundo en fondos, tanto en cantidad como en calidad y antigüedad. Se crearon Archivos procedentes de la administración en Castilla desde los Reyes Católicos y con anterioridad a estos en la Corona de Aragón y se custodia la documentación producida desde la Alta Edad Media.

Con la aparición de PARES surge una de las fuentes más importantes para el investigador, ya que reúne a una gran parte de los archivos más importantes de España, que se encuentran dispersos por la geografía Nacional entre los que se encuentran: El Histórico Nacional, el de la Nobleza, el de la Real Chancillería de Valladolid, el de la Corona de Aragón, el Archivo General de Simancas, el General de la Administración, los provinciales de Álava, Bizkaia y Guipuzkoa, el de la Memoría Histórica y el  General de Indias de Sevilla que fue creado en 1785 por deseo del rey Carlos III, con el objetivo de centralizar en un único lugar la documentación referente a la administración de las colonias españolas hasta entonces dispersa en diversos archivos: Simancas, Cádiz y Sevilla.

Plano de Lima.png

Plano de la Ciudad de Lima. F. 14-X-1687 (AGI-MP-PERU_CHILE, 13 BIS)

Este Portal contiene  unos 43.000 legajos, con unos 80 millones de páginas y 8.000 mapas y dibujos que proceden, fundamentalmente, de los organismos metropolitanos encargados de la administración de las colonias y por lo que es una fuente imprescindible de investigación para todos aquellos países que formaron parte del Reino de España, entre ellos Perú.

Estos son algunos de sus fondos:

  • Consejo de Indias, siglos XVI-XIX
  • Casa de la Contratación, siglos XVI-XVIII
  • Consulados de Sevilla y Cádiz, siglos XVI-XIX
  • Secretarías de Estado y del Despacho Universal de Indias, de Estado, Gracia y Justicia, Hacienda y Guerra, siglos XVIII-XIX
  • Secretaría del Juzgado de Arribadas de Cádiz, siglos XVIII-XIX
  • Comisaría Interventora de la Hacienda Pública de Cádiz, Dirección General de la Renta de Correos, siglos XVIII-XIX
  • Sala de Ultramar del Tribunal de Cuentas,, siglo XIX
  • Real Compañía de la Habana, siglos XVIII-XIX.

Los documentos que contienen, se pueden visualizar al encontrarse muchas imágenes digitalizadas y que podemos descargar y guardar fácilmente en nuestro ordenador.

Como podemos comprobar existen numerosos planos de proyectos de obras relacionadas con Perú, además de otra documentación de enorme valor relacionada con este país.

Por ejemplo, si al accedemos a la página de PARES (http://pares.mcu.es/ParesBusquedas20/catalogo/search) y anotamos en su buscador “Lima Perú” aparecerán numerosos asientos localizados en distintos Archivos españoles. Me han aparecido los siguientes Archivos y al final de estos, la cantidad de documentos que parecen estar relacionadas con Perú:

  • Archivos:
  • Archivo de la Real Chancillería de Valladolid (101)
  • Archivo General de Indias (8223)
  • Archivo General de la Administración (1)
  • Archivo General de Simancas (92)
  • Archivo Histórico Nacional (931)
  • Archivo Histórico Provincial de Álava (1)
  • Sección Nobleza del Archivo Histórico Nacional (63)

Me indica también las imágenes que podemos visualizar y las que habría que solicitar a los distintos Archivos, si nos interesase: No Digitalizadas  (2785) y Digitalizadas  (6616)

Además de todo lo anterior, nos aparecen también los años de referencia de los distintos documentos relacionados con este país:

  • Fecha inicio
  • sin fecha (41)
  • XVI (1513)
  • XVII (1359)
  • XVIII (5606)
  • XIX (878)
  • XX (15)
  • Fecha fin
  • sin fecha (8428)
  • XVI (120)
  • XVII (301)
  • XVIII (314)
  • XIX (233)
  • XX (16)

Esto es un pequeño ejemplo de que a pesar de la distancia que nos separa entre España y Perú, hoy no es una barrera para poder tener al alcance de nuestra mano documentos de vital importancia con los que conocer mejor nuestra historia y la de nuestros antepasados.


(*) Es Caballero del M. I. Cabildo de Caballeros y Escuderos de Cuenca, Diplomado en Genealogía, Heráldica y Nobiliario y Miembro de la Asociación de Genealogía Hispana (HISPAGEN).

Uso y manejo de una biblioteca

Por Manuel Vegas Castillo, Bibliotecario del CEHM

La Sociedad Amantes del País desea compartir un texto interesante referido al uso y manejo de una biblioteca; documento que pese a que cuenta con siete décadas no ha perdido vigencia, siendo útil para la organización futura de bibliotecas particulares como institucionales. El texto se encuentra inserto en la Memoria presentada por el Gral. EP Pedro P. Martínez, Presidente del Centro de Estudios Histórico-Militares (CEHM) a la Asamblea General del 4 de marzo de 1947[1]. Concluimos señalando que recomendamos mucho su lectura y el procedimiento que se usa.

-°-

Lima, 14 de febrero de 1947.

Señor General Presidente del

Centro de Estudios Histórico-Militares.

Ciudad.

S.G.P.:

Contestando su atenta comunicación del 21 de enero último, me es grato manifestarle que he tomado nota de la entrega que ha hecho el señor Coronel Don Manuel C. Bonilla de un contingente de libros para que sirva de base a la biblioteca institucional con el complemento de un contingente mayor, que está poniendo en condiciones de entregar al Centro en una fecha próxima.

La designación que el Centro de su presidencia ha hecho del suscrito para ejercer las funciones de bibliotecario, me induce a presentar a su consideración mis puntos de vista con respecto a las medidas que deben tomarse para llevar a efecto la catalogación de los libros donados y los que están por donarse aparte de otros contingentes que irán sumándose para convertir a la biblioteca del Centro en una de las más importantes de la República.

Me parece inútil indicar a usted que mi opinión se inclina abiertamente por dar a esa biblioteca la mayor amplitud rompiendo el estrecho marco de la historia a fin de formar un centro de consulta, donde las materias contenidas pueden catalogarse en las once secciones que comprende mi proyecto y que, a mayor abundamiento, son las siguientes: idiomas, derecho, derecho internacional, ciencias sociales y políticas, geografía, historia, comercio-economía y finanzas, bibliografía, publicaciones oficiales, diarios y revistas y varios, con kas subdivisiones que aparecen en la Tabla Metódica que me permito someter a la consideración de la Junta Directiva o de la Comisión que ella tenga a bien nombrar.

Pienso que para iniciar la catalogaciones indispensable disponer, ante todo, del local y de la estantería necesaria ya que cualquier trabajo que se emprenda sin contar con estas fa//cilidades tropezará con dificultades insalvables que pueden redundar en menoscabo de la trascendencia que esa biblioteca debe tener para la mayor cultura de nuestros elementos militares. A lo más puede realizarse de momento un inventario minucioso de las obras entregadas y de las que vayan ingresado para tenerlas en condiciones de catalogarse en el momento oportuno.

Respecto a la insinuación formulada por el generoso donante, Coronel Bonilla, para que se gestione la designación por el Director de la Biblioteca Nacional de un miembro de la tercera promoción para el servicio de la biblioteca, me parece que tal solicitud resultaría precipitada por las razones enunciadas anteriormente, aparte de que tal prerrogativa debe corresponder directamente al Centro de su presidencia por la mediación del bibliotecario designado, sin perjuicio, naturalmente, de que se atienda en su oportunidad la recomendación que puede hacer quien tiene razones especiales para conocer la eficiencia de los graduados en la Escuela de Bibliotecarios, y no sólo de la tercera promoción, sino también de las anteriores a ella.

No terminaré, sin embargo, sin llamar la atención del Centro sobre la misión intelectual de guiar e ilustrar con sus luces y conocimientos a los lectores de la biblioteca por establecerse, que debe constituir la principal misión del encargado de la biblioteca, cosa que no podrá conseguirse con la designación de un  graduado joven e inexperto por brillantes que sean sus calificativos profesionales. Para ejercer esa misión educativa de alta trascendencia hace falta algo más que un bien ganado título profesional: hace falta una autoridad intelectual, que sólo se adquiere con el prestigio que da la práctica y la renovación de conocimientos en largos años de estudios y de labor nacionalista.

Por lo demás, señor Presidente, tanto usted como los integrantes de la Junta Directiva, deben estar seguros de que estoy dispuesto a prestar mi colaboración en la forma que sea requerida a cuyo efecto quiero reiterar  a usted mi firme// propósito de extremar mis esfuerzos para levantar hasta el máximo los prestigios de la institución.

Reitero al señor Presidente las expresiones de agradecimiento más profundo por la cordialidad y atención que se ha servido dispersamente en la grave enfermedad que ha venido padeciendo y que nunca agradeceré como es debido por su delicadeza y selección. En tanto, aprovecho la oportunidad para renovarle mis sentimientos de especial consideración y alta estima.

Muy atento y S.S.

Manuel Vegas Castillo.

BIBLIOTECA DEL CENTRO DE ESTUDIOS HISTÓRICO-MILITARES

Lo que entiendo que debe ser un BIBLIOTECARIO

Un bibliotecario debe reunir ciertas condiciones para desempeñar dignamente su misión y para poder tratar con la inmensa mayoría de estudiosos y aficionados a la lectura, que ocurren al establecimiento confiado a su dirección y administración.

No puede merecer el título de bibliotecario el individuo que se limita a tener los libros en los anaqueles y sacarlos para darlos al público descuidando su principal papel, que consiste en guiar al lector cuando ignora la obra que necesita consultar para satisfacer su interés, su cultura o su deleite.

Aunque parezca una trivialidad no dejaremos de advertir que una de las condiciones primordiales de un bibliotecario debe buscarse en el hecho de que no adolezca de algún defecto físico porque, de suceder así, los lectores evitarán su presencia y desdeñarán sus servicios condenando al fracaso a la institución mejor organizada. Pero si el aspecto físico es importante, mucho más deben serlo sus condiciones intelectuales porque su misión educativa impone un mayor apoyo a su prestigio que a su práctica. Intelectualmente necesita respaldarse en un bien justificado prestigio para orientar con sus luces y sus conocimientos renovados incesantemente por el trabajo y por el estudio.

En América y en el Perú, especialmente, hay cursos de bibliotecario; pero los que desempeñan esos cargos no son, ni con mucho, profesionales con amplios conocimientos en bibliografía, bibliotecnia e idiomas. Nuestros bibliotecarios, con muy connotadas excepciones sólo conocen a fondo la bibliografía que, por lo demás, no es difícil con una verdadera contracción al estudio y a la renovación de los conocimientos.

En cuanto a la biblioteconomía es triste declarar que conocen bien poco, hasta el punto de tener que valerse de los métodos ya adoptados en otros centros más adelantados para organizar sus bibliotecas. Y no debía ser así porque la biblioteconomía es indispensable para renovar y resolver los problemas que se presentan, por ejemplo, a la llegada de nuevos contingentes de libros.

Y en lo relativo al dominio de las lenguas principales, la verdad es que en América y especialmente en el Perú, pueden suplirse con buenos diccionarios desde que son pocas las personas que prefieren leer las obras en la lengua de origen de los autores.

biblioteca.jpgResumiendo, un bibliotecario debe ser organizador para la biblioteca y un guía para los lectores consistiendo su misión en hacer con los libros, biblioteca para el público, y con el trato y los conocimientos, público para la biblioteca.

Entrando de lleno en las obligaciones de un encargado de biblioteca podemos limitarlas a las siguientes:

El bibliotecario es el director de la biblioteca y asume la responsabilidad de todo lo concerniente a su administración, razón por la cual es de su incumbencia://

Dictar un Reglamento Interno y velar por su cumplimiento, previa aprobación de los poderes superiores.

Preocuparse incansablemente de aumentar las colecciones confiadas a su custodia y dirección.

Confeccionar las listas de las nuevas adquisiciones y formular los pedidos de obras, previa consulta con los superiores.

Publicar mensualmente la estadística de las obras consultadas en el salón de lectura y fuera de él.

Presentar anualmente una memoria estadística del movimiento de la biblioteca para que el Consejo Directivo de la Institución la consigue, si lo tiene a bien, en la que corre bajo su responsabilidad.

Velar por la disciplina en el local obligado a sus subalternos a que se conduzcan con seriedad y respeto.

El bibliotecario debe ser el funcionario de mayor jerarquía dentro de la biblioteca y necesita tener autoridad sobre el personal que lo secunda ya que su labor resultará ineficaz si a su lado sólo tiene simples colaboradores. Y la razón es obvia: sin la necesaria autoridad, por grandes que sean sus disposiciones para el trabajo, irá al fracaso irremediable porque no encontrará esa misma disposición en empleados de su misma categoría. La confección de un catálogo, la realización de un inventario, la preparación de un fichero y la numeración de las obras, requieren cuidadoso trabajo y no podrán realizarse eficazmente si la responsabilidad gravita sobre el que tiene el título; pero que carece del derecho de hacer valer sus mandatos y de imponer la indispensable colaboración.

Un bibliotecario debe atender al público directamente una vez inaugurada la biblioteca y puesta al servicio del público.

Debe dirigir la confección del catálogo y las operaciones necesarias a la buena marcha de la institución.

Debe presidir el trabajo, velar por el cumplimiento del reglamento y mantener la disciplina, el orden y el aseo en el local.//

Debe procurar que los lectores no sean molestados rodeándolos de un ambiente de tranquilidad, tan propicio a las elucubraciones intelectuales.

La catalogación y la estadística son trabajos que debe hacer el bibliotecario sirviéndose de sus auxiliares, que deben reunir, por consiguiente, condiciones idóneas.

Al solicitar un libro un concurrente a la biblioteca, deberá llenar una boleta de solicitud (Véase Apéndice N° 3), que estará dividida en tres partes: la de la derecha se entregará al lector al devolver la obra consultada, desde que constituye un recibo; la del centro se guardará; para hacer la estadística al día siguiente; y el talonario de la izquierda se conservará para disipar las dudas que pueden surgir sobre una obra prestada.

La estadística se llevará en formularios iguales al diseño del Apéndice Nª 4.

Los cuatro grandes trabajos de un bibliotecario son los siguientes:

1º.- El registro detallado de las obras o INVENTARIO.

2º.- El CATÓLOGO por materias.

3 º.- El FICHERO por autores, y

4º.- La NUMERACIÓN de los libros.

El INVENTARIO es indispensable antes de la organización o reorganización de una biblioteca para conocer el número de libros con que se inicia su formación y luego, para tener un control que permita saber en cualquier momento el dinero que se ha invertido, los volúmenes existentes, las adquisiciones por compra, donación o canje, y las fechas de entrada y desaparición de obras (Véase Formulario N º 1).

El CATÁLOGO por materias debe realizarse sujetándose a la clasificación contenida en el Formulario Nº 2.

El FICHERO por autores debe sujetarse a un riguroso orden alfabético consignando el autor, la obra, el número que le corresponde en la biblioteca, el de volúmenes de que consta, el del estante que ocupa y el de la sala en que ese estante está ubicado. En Kardex rotativo, para el mejor servicio del público, debe llevarse en esta forma://

ÁLVAREZ DE ARENALES JUAN ANTONIO

Nº 321.                   Estante VII.

“Memorias”

½                            Sala 1.

La numeración de los libros de una biblioteca, como la del Centro de Estudios Histórico-Militares, en las que los volúmenes sirvan de adorno y de consulta a las oficinas, no puede sujetarse a una calificación estricta y tiene que realizarse nivelando los textos sin preocuparse de la mezcla de materias y teniendo cuidado solamente que en las tablas de arriba se alineen los volúmenes pequeños y, a medida que desciende la estantería, los más grandes y pesados, para evitar que el sacarlos se caigan y se maltraten. Además, las más elementales razones de estética imponen que todos los libros estén en una tabla sean del mismo alto y de la misma encuadernación para que la biblioteca ofrezca un magnífico golpe de vista.

Esto no quiere decir que haya fraccionarse las obras por numerosos que sean sus volúmenes. Estos deben estar colocados en fila y en riguroso orden numérico.

Debe empezarse por asignarle un número a cada sala. Así, por ejemplo, puede suponerse que el despacho del Presidente del Centro es la Sala Nº 1; el Salón de Sesiones la Nº 2; la del Director de la Biblioteca, la Nº 3; y las de otras secciones, los Nos. 4, 5, 6, etc.

Si en la Presidencia hay tres estantes, se les pondrá en la parte superior una plaqueta con números romanos, en esta forma: Estante I, Estante II, Estante III.

Principiando la numeración correlativa de las obras por la Presidencia, el primer libro del primer estante, ostentará, sin duda en su lomo este membrete:

Centro de E.H.M.

S.—1.                   E.I.

Nº 1.

Lo que significará: Sala Nº 1., Estante Nº 1., y número correspondiente Nº 1. //

Cuando nos encontramos con un membrete como este:

Centro de E.H.M.

S.—2.                   E.V.

Nº 327.

Querrá significar que la obra corresponderá al Salón de Sesiones en cuyo estante Nº V, deberá ocupar el Nº 327.

No debe olvidarse que el número de orden corresponde a la obra y no al volumen. Cuando las obras consten de varios volúmenes, hay que poner el mismo número de orden en cada uno de ellos; pero agregando el de los tomos que la integran. Por ejemplo:

Centro de E.H.M.

S.—3.                   E. IX.

Nº 910. (1/12).

Lo que significará que la obra pertenece al despacho del Director de la biblioteca en cuyo estante Nº IX se encontrará alineada la obra Nº 910 de doce tomos.

Cuando falten algunos ejemplares de una obra en volúmenes, se anotarán así:

Centro de E.H.M.

S.—3                    E. III.

Nº 1324.

(1/6, 9/12.)

Lo que querrá significar que la obra Nº 1324 del estante Nº III, del despacho del Director de la biblioteca, necesita completarse con los tomos 7 y 8.

Con este procedimiento es un trabajo facilísimo no sólo encontrar una obra determinada; sino colocarla nuevamente en el lugar que le corresponde.

Para que los membretes se adapten al espesor de todos los volúmenes, pueden ser verticales: //

Que pueden llenarse fácilmente en esta forma:

Centro de E.H.M.

Nº……………………..

………………………….

E………………………..

S………………………..

Centro de E.H.M.

Nº 3821………………

(1/12…………………..

E. XI………………….

S. 6……………………


[1] Memoria presentada por el Presidente del Centro de Estudios Histórico-Militares del Señor General Pedro P. Martínez a la Asamblea General del 4 de marzo de 1947. Lima: Empresa Gráfica Sanmarti S.A., 1947, pp. 30-38.

Orígenes de la soberanía de la Orden de Malta

Por Angelo A. Sedacca y Rella[1]

La Soberana y Militar Orden de Malta (SMOM) es un sujeto de Derecho Internacional[2] de larga data; no obstante a raíz de la renuncia del Gran Maestre Frey Matthew Festing, el 28 de enero de 2017 -a pedido de la Santa Sede[3]– han considerado algunos que esta soberanía se ha perdido. Sobre el particular, el distinguido Sr. Sedacca, miembro de la referida Orden, opina respecto al origen de esta soberanía que se mantiene incólume[4].

-o-

escudo-de-malta

Estuve haciendo lectura repasando respecto a la historia de la SMOM, especialmente la concerniente sobre su soberanía. Confirmé lo que sospechaba y recordaba de una lectura anterior.

La soberanía secular y territorial de la SMOM jamás fue conferida por la Santa Sede o por algún Papa específico. Su soberanía fue inicialmente ganada a través de la conquista y luego confirmada y ampliada por concesión del Emperador del Sacro Imperio Romano Germánico.

Es decir, primero la SMOM logró su soberanía en 1310 cuando la isla de Rodas fue conquistada y tomada bajo control del Gran Maestro Foulques de Villaret (1305-1319). El gobierno de la Orden sobre la referida isla duró por más de dos siglos.

En 1530, el emperador del Sacro Imperio Carlos V (asimismo rey de España) cedió la isla de Malta con todos los derechos soberanos sobre ella a favor de la SMOM bajo el gobierno del Gran Maestre Phillipe Villiers de L’Isle-Adam (1521-1534). En gratitud -y como tributo- cada año la Orden debía remitir como regalo un halcón a Carlos V. Esto dio lugar al término -más tarde referido en el título de una famosa película- el Halcón Maltés.

Incluso después de la toma de Malta por Napoleón en 1798, la soberanía de la SMOM se ha mantenido inviolable y se reconoce en el derecho internacional hasta nuestros días. En resumen, el Papa no podría revocar o derogar la soberanía de la SMOM; dado que, él ni ninguno de sus predecesores fueron los que la otorgaron en un principio.

Nueva York, 01 de febrero de 2017.


[1] Sargento de la Policía de Nueva York, EE.UU., Notario Público, Profesor Investigador Honorario de la Universidad Complutense de Madrid desde el 2014. Asimismo, es Caballero de Gracia Magistral de la Soberana Orden de Malta, Gran Oficial de la Orden Ecuestre del Santo Sepulcro de Jerusalén, etc.

[2] Novak Talavera, Fabián y García-Corrochano Moyano, Luis. Derecho Internacional Pùblico. Tomo II Sujetos de Derecho Internacional. Vol. 2. Lima: PUCP, Instituto de Estudios Internacionales, 2002, pp. 461-466.

[3] Cfr. http://www.bbc.com/news/world-europe-38742241

[4] De la traducción del artículo en inglés: I was doing some reading to “brush up” on SMOM’s history – especially regarding its sovereignty. I confirmed what I had suspected / remembered from prior reading.The secular/territorial sovereignty of SMOM was never conferred by the Holy See or by any specific Pope. Its sovereignty was initially earned by conquest and then later confirmed and further expanded by grant of the Holy Roman Emperor. SMOM first became sovereign in 1310 when it conquered and took control of the island of Rhodes under Grand Master Foulques de Villaret. SMOM ruled Rhodes for two centuries thereafter. In 1530, Holy Roman Emperor Charles V (also King of Spain) ceded the island of Malta WITH FULL SOVEREIGN RIGHTS there to SMOM under –and in the person of –Grand Master Phillipe Villiers de L’Isle Adam. In gratitude –and as tribute- each year the Order have to give the gift of a falcon to Charles V. This gave rise to the term –later referenced in a movie title –MALTESE FALCON. Even after the seize of Malta by Malta by Napoleon in 1798, the sovereignty of SMOM has remained inviolate and is recognize in international law to this day. In short, no Pope can revoque or abrogate SMOM’s sovereignty since it was never he nor his predecessors that bestowed it”.

Los Archivos secretos del Vaticano

Por Francis Figueroa Lozano, historiador del Derecho

El 31 de enero de 1612: El Papa Pablo V instituye los “Archivos secretos del Vaticano”

Tras idas y venidas, clausuras y aperturas, el Papa Inocencio III en 1198 ordena que los documentos más importantes producidos por la Santa Sede, los conservados y recibidos de los monarcas y territorios de la cristiandad europea sean coleccionados y resguardados de acuerdo a la importancia que ostentaban.

Los archivos del Vaticano son después trasladados desde 1448 a la sede de la Biblioteca Vaticana creada por el Papa Nicolás V, pero los Archivos Secretos del Vaticano son oficialmente fundados y establecidos recién el 31 Enero de 1612 por Pablo V de manera autónoma de los libros y manuscritos de carácter administrativo o meramente literario, razón por la cual el Papa los separa de la Biblioteca del Vaticano, junto con otras colecciones a un fondo y edificio por separado.

archvos_560x280

El Archivo Secreto Vaticano (en italiano Archivio Segreto Vaticano; en latín Archivum Secretum Apostolicum Vaticanum) es por tanto el archivo de la documentación privada de la Santa Sede. En estricto rigor, es el archivo privado del Romano Pontífice. Como ya dijimos Paulo V pidió trasladar a los Palacios Vaticanos todos los volúmenes y documentos que hasta entonces se conservaban en otros edificios de Roma, por lo que se comenzó a hablar del Archivum Secretum Vaticanum (Archivo Secreto Vaticano).

Es uno de los centros de investigación histórica más importantes del mundo. Posee unos 150.000 documentos, más de 650 fondos de archivos distintos, una extensión de unos 85 km lineales de estanterías, que llegan a cubrir unos ochocientos años de historia. El documento más antiguo se remonta al siglo VIII, mientras que se conserva documentación sin interrupciones a partir del año 1198. Muchos historiadores opinan que se almacenan documentos históricos importantes para entender una parte de la historia occidental.

El calificativo de “secreto” no alude a algún matiz de misterio o de ocultismo sino solo significa ” PRIVADO ” ya desde el siglo XVII, por el uso privado de esos documentos, es decir “privativo” del papa y su séquito más cercano. Los libros son sin embargo consultables abiertamente previa autorización, excepto algunos anteriores al siglo VIII. Están restringidos estos permisos sólo a una pequeña parte del fondo documental. Una parte de estos archivos públicos, algunos muy significativos, ya están disponibles desde Internet.

El 2012 marcó el 400º aniversario de la creación de estos archivos secretos. En esa conmemoración se presentó una exhibición que reunió documentos preciosos e incunables como:

  • El juicio de Galileo Galilei, es decir las actas del proceso contra el científico italiano desde 1616 hasta 1633;
  • La excomunión de Martín Lutero;
  • La “confesión” de los templarios en un pergamino de sesenta metros expedido por Clemente V por el que se disolvió la Orden del Temple (agosto de 1308);
  • Carta autógrafa de Miguel Ángel al obispo de Cesena (enero de 1550) y para la construcción y terminación de la Basílica de San Pedro;
  • La anulación del matrimonio de Enrique VIII y Catalina de Aragón es decir, la solicitud de nulidad matrimonial del monarca inglés que daría origen al Anglicanismo.

La fundación de Lima

Por Manuel Atanasio Fuentes (*)

La ciudad de Lima, llamada por el Dr. Unánue el emporio del Vireynato del Perú, fué fundada por Francisco Pizarro, en 18 de Enero de 1535, á los cuarenta y dos años de descubierta la América por Cristóbal Colón, y dos años después de sometido el Perú á la dominación española.

La fundación debió su origen á la representación hecha por la justicia, corregimiento y vecinos de Jauja, alegando lo inaparente de ese lugar para Capital del Vireynato, y fué precedida de la exploración y reconocimiento que por orden de Pizarro, hicieron de este valle algunos comisionados.

(…)

FUNDACIÓN Y POBLACIÓN DESTA MUY NOBLE Y MUY LEAL CIUDAD DE LOS REYES DEL PIRU, FECHA POR EL MARQUES D. FRANCISCO PIZARRO, ADELANTADO Y PRIMERO GOBERNADOR QUE FUE DESTOS REYNOS: EN DIESYOCHO DE HENERO DE 1535 AÑOS.

EL COMENDADOR

Don Francisco Pisarro adelantado e Capitán General e Gobernador en estas Provincias de la nueva Castilla por su Magestad —Digo: que por cuanto los vecinos e Vniversidad de la Ciudad de Xauxa me pidieron, viendo que aquel asiento que estava no podia sostenerse como convenia al servicio de su Majestad y byende los yndios, porque recebian mucho trabajo en el servir, por estar como están muy lejos, Y aestacausa se desminuyan y padecian necesidades he vecinos, e por otras muchas causas queparecen evidentes que lo mandase Y por que me parecía que anssi convenia al servicio de su Magestad, yo tube por biende mandar el dicho Pueblo en la Provincia de Pachacama en el asiento del casiqne delima, Porque me parece que esta encomedio de tierras donde los dichos yndios pueden servir con poco trabajo emcxor sostenerse Epor estar como está junto del mismo buen puerto Para la carga e descarga délos navios que Vinieren aestos Reynos, puraque de aqui se probean de las cossas ne cesarias los otron pueblos que están fundados e se fundaren en tierra dentro, e por estar como está en el comedio de la Tierra Yaprojiosito paralosuso dicho: eporque conviene primero seasiente el dicho pueblo, (pie se vea e paséelos términos e tierra del dicho cacique delima e se examine el mexorasiento que tofoiere las calidades que se requiere tener para que este vien sitiado, e jwira facer losuso dicho es menester nombrar personas cuerdas que sepan y entiendan las calidades e condición de tierras que convien etener adíenos asientos por ende porque vos Knidias, e Juan Tello e Alonso mms de D. Benito sois personas mny antiguas enestas partes, Eque os aveis hallado en fundación de muchos pueblos,e enellas ytenis Laesperiencia necesaria e eonocímíentopara el dicho pueblos Por la presente en nombre de su Magestad vos nombro para ebais a haser lo susodicho Todos juntos, e vos mando que luego os partáis e bais al dicho asiento e provincia delima, e en ella e en su comarca busquéis e miréis muy bien donde se puede asentar e poblar el dicho pueblo e que tenga las calidades que conviene para que se perpetué comoconviene al servicio de su Majestad: e después de aberlo mirado e buscado según dicho es, os venid con la relación dello elo demás queconviene al servicio de su Magestad, Yala Población del dicho Pueblo: e porque la leña parece que es la mas necesaria para el dicho pueblo, por la falta que ay en esta parte della, mucho os encargo que esta busquéis e vos ynformeis de los casiques por donde andubieses desde esta: y lo beais todo por manera que de todas las calidades que hallamdes que el dicho Pueblo puede Teneí, metraygais entera y verdadera relación como de vosotros confio, fecho en Pachacama á ocho de Henero de mili y quinientos y treinta y cinco años í=;d. Francisco Pizarrón Pormandado de su señorial Antonio Picado.fundacion-lima

En el Pueblo de Pachacama á trese dias del mes de Henero demill e quinientos e treinta e cinco años, ante el dicho señor Gobernador parecieron presentes los dichos Ruidias y Juan Tello y alonsomartin de Don Benito, e en presencia derni El escribano eusso escripto dixeron: quedos por virtud del mandamiento de su señoría, haydo haberla tierra para buscar el assiento conforme al dicho mandamiento, e estánpresto dé declarar mandándoselo el dicho señor Gobernadora está en un renglón cortado demuneraque no se puede leer, y luego prosigue: assi de derecho de los dichos Rui Díaz Y Juan Tello e alonsso Martin de D. Benito, y de cada uno dellos por Dios y por Santa María su madre y por una señal de cruz como esta f en que puso cada uno dellos su mano derecha corporalmente, e por las palabras de los santos evangelios doquier qne mejore mas largamente están escritos, que bien e fielmente contoda verdad Declara, ren y dirán lo que les parece acerca del dicho assiento, Los que le dijeron: s-/ juro y amen; e aviendo e prometido decir verdad, dixeron e depusáieron cada uno d. líos deporsi lo siguiente—

El dicho Juan Tello aviendo jurado según dicho es, dixo que el fue por mandado de su Señoría juntamente con los dichos alonsomartin de D. Benito y Rui Diaz, aver el dicho assiento, e que asseis dias que lo ando mirando por toda la tierra alrrededor del pueblo delima, que le parece que el assiento para Hacer el dicho Pueblo que se hadehacer, estará muy bien en el assiento de lima porque la comarca es muy buena y tiene muy buena agua e leña e tierras para sementeras, e cerca del Puerto de la Mar, e assiento ayrosso e claro e descombrado, queay Rio, que parece ques talqual conviene para hacer el dicho pueblo, para que se perpetué e los yndios que han deservir en el alos vecinos no reciban mucho trabajo por estar como están muy comarcanos del e que e esto es lo que le parece socargo del dicho juramento, y ferraolos Juan Tello. * E después de esto en el dicho pueblo de LimaLunes dies y ocho del mes de Henerw de el dicho año, el dicho Señor Gobernador en presencia de mí el dicho escribano é testigos suso escritos. Dijo: que por quaiito Visto el dicho pedimento áel fecho por la justicia é regimiento é vecinos déla dicha ciudad de Jauja, el probeyó á los dichos Rui Diaz, é Juan Tello, e Alonzo Martin de

Don Benito que biniesen a ver el dicho asiento , e pasear el dicho Cacique de Lima. Seres de lo qual dijeron sus pareceres según que todo desuso se conviene en que hagora el abenido juntamente con los Señores  oficiales de su Magestad Aloñzo Riquelme Thesoreos, é Garcia de Salcedo, Veedor e Rodrigo Mazuelas  que fue nombrado juntamnet con el dicho Veedor por el dicho reximiento paa hacer lo susso dicho e la visto e paceadno ciertas veces la tierra e el dicho Casique de Lima y Examinado el mejor cit o, les párete é ha parecido que el dicho Atiento de el dicho Casique es el mejor é junto al Rio de el, e contiene en sí las calidades suso dichas que se requieren tenerlos Pueblos, é ciudades para que se Pueblen, y en noblescan, e se perpetúen y estebien citiado; E por que conviene al servicio de su Magestad e bien e sustentación, e Población de estos dichos sus Reinos, é consuelo e eomhercion de los Casiques e Yndios de ellos, e para que mejor e mas presto ‘-ean industriados y reducidos al conocimiento de las cosas de nuestra Santa Iglesia Catholica, por lo «pial, en nombre de sus Magestades, como su Gobernador e Capitán General de estos dichos Reinos, después de haver filiado el dicho citio con acuerdo e parecer de los dichos Señores Oficiales de su Magestad que presentes se hallaron, e del dicho Rodrigo Masuelas: mandaba e mandó que el dicho Pueblo de Jauja, e anssi mismo el de Sangallan, porque no está en aciento conibeniente, se pasen á este dicho Aciento e citio, por cuanto, cuando el dicho pueblo de Jauja se fundó arriua en la sierra, n»estaua Visto para que el dicho pueblo estubiese mejor fundado, el hizo la dicha fundación de el con adictamente é condición que se pudiese mudar en otro lugar que mas combiniese, e pareciese: e porque hagora, como dicho es conviene quede los dichos Pueblos se haga nueva fundación, acordó edeterminó defenecer, é haser, e fundar el dicho Pueblo el cual mandaua y mandó que se llame desde hagora para Siempre Jamas, la Ciudad de los reyes. El qual hizo e Pobló en nombre de la Santísima trinidad Padree hijo y espirite Santo, tres personas y un solo Dios verdadero: sin el qual que es principio y Criador de todas las cosas e hasedor de ellas, ninguna cossa que buena sea se puede haser, ni principiar, ni arribar ni permanecer; e por que el principio de cualquier Pueblo o Ciudad,, ha de ser en Dios y por Dios y en su nombre, como (ficho és, combiene principiallo en su Yglesia. Comenzó la Fundación e trasa de la dicha Ciudad y de la Yglesia que puSSO por nombre nuestra Señora de la Asumpcion cuya advocación será; en la qual como Gobernador y Capitán General de su Magestad de estos dichos Reinos, después de señalado Plan hizo é edificó la dicha Iglesia ¿puso \x>r sus manos la primera piedra y los primeros maderos de ella: y en señal y tenencia de Ja pocesion, Vel quasi que sus Magestades tienen tomadas en estos dichos Reinos, assí de la Mar como de, la tierra descubierta y por descubrir: y luego repartió los solares á los vecinos de el dicho Pueblo según parecerá por la trasa que de la dicha Ciudad se hizo, la qual espera en nuestro Señor y en su’Vendí» madre que será tan grande e tan próspera quanto conviene, e la conservará e aumentará perpetuamente de su mano, pues su edificio es para su santo servicio, y para (pie nuestra santa fe catholica sea eusalsada, alimentada e comunicada e sembrada entre estás /entes Barbaras, que asta ayorni han estado desbiadas de >u conocimiento y verdadera Doctrina y servicio: para que la guarde e conserbe y abré de los peligros de sus enemigos y de los que mal y daño le quicieren facer: e confio en la grandeza de su Magestad, que siendo informado de la fundación de la dicha ciudad confirmará y aprovará la dicha fundacion; por mí y en su real nombre fecha, y le hará muchas mercedes para que sea ennoblesida y se conserbe en su servicio, Y los dichos señores Governador y oficiales de su Magestad, lo firmaron de sus nombres, y ansimismo el dicho Rodrigo de Masuelas, testigos que fueron presentes. Rui Diaz, y Juan Tello y Domingo de la Presa Escavano de su Magestad estantes en el dicho Acierto del Cacique de Lima.

firmas-acta-fundacion-lima

Firmantes del Acta de fundación de la ciudad de Lima, 18 de enero de 1535.

——————-

(*) Cfr. Fuentes, Manuel Atanasio. Estadística general de Lima. Lima: Tip. Nacional Corpancho, 1858, pp. 1 y 7-10.

Bicentenario del natalicio del Coronel Francisco Bolognesi (1816-2016) y Sesquicentenario del Combate del 2 de Mayo de 1866

Por Alexis R. Arévalo Vergara

Mucho se ha escrito sobre el héroe peruano coronel Francisco Bolognesi Cervantes, quien logró fama por la férrea defensa que hizo del morro de Arica, el 7 de junio de 1880; tras la negativa de rendir aquella plaza a los chilenos, durante la Guerra del Pacífico.

Este año se conmemoran 200 años de su natalicio (1816-2016), así como, el Sesquicentenario del Combate del 2 de Mayo de 1866; y la Sociedad Amantes del País, en circunstancias tan halagüeñas, no podía dejar de conmemorar estos célebres hechos que enaltecen a nuestra patria; más aún cuando Bolognesi -aquel hombre que ofrendó su vida por el suelo patrio- también tuvo notable actuación, aunque indirecta, en el citado Combate, que finiquitó con el Perú como vencedor y la culminación de las aspiraciones españolas de dominio sobre América.

Se sabe que Bolognesi desde muy joven ingresó como oficial del Ejército, especializándose en el arma de artillería. Fue durante el gobierno del general Juan Antonio Pezet (1863-1865) que fue enviado dos veces[1] a Europa a fin de adquirir armamento para el ejército peruano, en circunstancias en que la flota española (Escuadra del Pacífico) hacía sus correrías frente a nuestras costas exigiendo indemnizaciones y lo más probable una pronta ocupación terrestre lo cual hacía mella al honor nacional; por lo que, “Pezet creía conveniente entrar en negociaciones, dando tiempo a que llegase la artillería pesada que había pedido, por intermedio de Francisco Bolognesi, meses atrás”[2].

En aquella primera misión, Pezet había encomendado explícitamente al “Coronel D. Francisco Bolognesi, con el fin de intervenir en la compra de 25,000 rifles, 4,000 carabinas, igual número de sables y otros artículos, así como 12 cañones de gran calibre para proveer á la seguridad del Callao y algún otro puerto”[3]. De éste pedido, solo se pudo adquirir momentáneamente la mitad, por el exorbitante precio por ellos. Por estos hechos, se le nombró Comandante General de Artillería; puesto que ocupó hasta 1871, fecha de su cese.

En una segunda misión, en 1865, Bolognesi retornó a Europa, llegando a comprar 54 poderosos cañones Blakely, los mismos que envió de inmediato al Perú. Éstos fueron estratégicamente colocados y usados en el Callao, durante el Combate del 2 de mayo de 1866, “fueron los cañones de 300 y 450 libras los que alcanzaron a la <<Numancia>> y pusieron fuera de contienda a la <<Villa de Madrid>>, la <<Berenguela>> y la <<Almansa>>”[4]. Todo lo anterior consta en “el informe que Bolognesi elevó al Ministerio de Guerra en 1865 dando cuenta de la adquisición de los cañones Blackely en Inglaterra, durante el gobierno de Pezet”[5]. 

Si bien, el coronel Bolognesi no alcanzó a participar en el referido combate, por hallarse retornando al país, sí que indirectamente tuvo una destacadisima actuación, que sirvió para ganar aquella gesta que es tan recordada y que decidió la consolidación de la República del Perú como un Estado soberano e independiente. Aquí va nuestro homenaje a Bolognesi del cual nos honramos por el bicentenario de su natalicio y el sesquicentenario del Combate del 2 de Mayo de 1866, que logró vencerse solo gracias a las adquisiciones militares que hizo nuestro insigne héroe en Europa.

————-

[1] Arias Schreiber Pezet, Jorge. El general Juan Antonio Pezet, Presidente de la República del Perú (1863-1865). Lima: 1963, p. 49.

[2] Ibíd., p. 48.

[3] Pezet, Juan Antonio. Exposición del general Juan Antonio Pezet, ex Presidente del Perú. París: Imprenta Parisiense L. Berger  y Co., 1867, p. 26.

[4] Arias Schreiber Pezet, Jorge. Op. Cit., p. 49.

[5] Memoria correspondiente al bienio leída por el presidente del CEHMP. Lima: Centro de Estudios Histórico-Militares del Perú, 1963, p. 136.

La primera huelga en el Perú

Por Dr. Antolín Bedoya Villacorta [1]

Estando la ciudad de los Reyes capital del Virreynato del Perú en constante peligro de la invasión, robo, crimen e incendio de parte de los piratas llamados también corsarios, filibusteros o bucaneros; el Excmo. Virrey Duque de la Palata financió hábilmente la construcción de la Muralla, desde donde se pudiese defender con más eficacia la ciudad. Con tal objeto todos los obreros libres y esclavos dejaran por orden del Gobierno las obras que se ocupaban para levantar la gigantesca defensa con sus triangulares baluartes y fosos. Por esta labor fuerte y apresurada recibían 5 reales, diarios pero alguien, como siempre, sembró la idea de exigir el aumento de un real con la amenaza de no concurrir al trabajo el día lunes 10 de Julio si no eran atendidos.

Desde luego nadie creyó, menos las autoridades tan violenta e inusitada actitud; más como cumplieran la condición impuesta, el Sr. Virrey tratando este primer problema social con cierta prudencia, el “Martes 11 de Julio de 1684, mandó S.E. echar bando sobre los negros y jornaleros que se habían ausentado porque les habían pagado los días que habían trabajado en la obra de la muralla, a razón de cinco reales, y ellos quieren 6 reales cada día, o sino, que mandarían a la isla del Callao a cargar piedra por una año de balde”[2].

Demás está decir, que no hubo necesidad de mandar a la Isla de San Lorenzo a ninguno de estos huelguistas, que no imaginaron ser los precursores de las protestas que doscientos años después en la ciudad de Chicago, diera lugar a la primera conquista social obrera, estableciéndose el 1° de Mayo día del proletariado.

[1] El artículo fue publicado por el Dr. Antolín Bedoya Villacorta, Jefe del Archivo Histórico del Ministerio de Hacienda y Comercio. “La primera huelga en el Perú”. En: Publicaciones del Archivo Histórico  del Ministerio de Hacienda y Comercio Nro. 3, noviembre 1960. Lima: Ministerio de Hacienda y Comercio, 1960, p. 14.

[2] Mugaburu, José Francisco de. Diario de Lima. Lima: p. 234.

Consejo Editorial

Director:
Alexis Arévalo

Miembros:
Walter Brunke
Jim Chirinos

Colabora con nosotros; escríbenos al siguiente correo:
alexis.arevalo.vergara@gmail.com

Archivos

Categorías

Estadísticas del blog

  • 491,697 hits

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 87 seguidores

A %d blogueros les gusta esto: